Widgets Magazine
Home / Deportes / Baloncesto / Avería detiene partido entre Leones y Santeros
Fanáticos hacen fila para entrar a un partido de los Leones de Ponce.
Auditorio Juan “Pachín” Vicéns. (Baloncesto Superior Nacional)

Avería detiene partido entre Leones y Santeros

Redacción Voces del Sur

El segundo partido de la final del Baloncesto Superior Nacional (BSN) entre Leones de Ponce y Santeros de Aguada tuvo que ser detenido debido a una avería que dejó sin servicio eléctrico al auditorio Juan “Pachín” Vicéns de la Ciudad Señorial.

De acuerdo con el quinteto sureño, la avería fue provocada por un transformador ubicado cerca de la instalación deportiva que explotó.

El equipo informó que personal de la Autoridad de Energía Eléctrica se encuentra trabajando para restablecer el servicio.

La AEE indicó que personal técnico trabaja para atender la avería que afectó la subestación portátil en Canas TC.

La acción fue detenida restando poco menos de cinco minutos del segundo parcial con el marcador favoreciendo a los Santeros 42-28.

Similar al primer partido de la final, Ponce confrontó problemas durante el primer parcial para establecer su ofensiva, que se vio limitada a apenas 13 puntos en los primeros 10 minutos, siete de ellos de Liz. Aguada, por su parte, aprovechó la limitada producción de los locales para despegar en el marcador al cerrar el periodo con un avance de 11-2.

La defensa de los Santeros además provocó cuatro errores ofensivos de los Leones, tres de ellos producidos por Víctor Liz.

El equipo de Aguada estuvo efectivo en su ataque a distancia. Durante este parcial, lograron atinar seis triples como parte de una ofensiva que se pudo distribuir en las manos de seis jugadores, incluyendo Rigoberto Mendoza, quien sumó sus primeros 10 puntos en esta etapa del juego.

Aguada se llevó el primero 26-13.

El quinteto sureño se acercó en el marcador en los primeros minutos del segundo periodo, con un avance de seis puntos liderado por el veterano centro Peter John Ramos. Más adelante, ambos quintetos intercambiaron triples, pero eventualmente Mendoza volvió a ser un factor determinante, manteniendo con sus canastos la ventaja de doble digito de los Santeros.

Publicado:13 de julio de 2019