Widgets Magazine
Home / Noticias / Vivienda ordena desalojo de decenas de familias en Juana Díaz
Vasti Cruz Droz, portavoz de las familias que el Departamento de la Vivienda ordenó salir de la urbanización Vista Hermosa, y el alcalde de Juana Díaz, Ramón Hernández Torres. (Voces del Sur / Pedro A. Menéndez Sanabria)
Vasti Cruz Droz, portavoz de las familias que el Departamento de la Vivienda ordenó salir de la urbanización Vista Hermosa, y el alcalde de Juana Díaz, Ramón Hernández Torres. (Voces del Sur / Pedro A. Menéndez Sanabria)

Vivienda ordena desalojo de decenas de familias en Juana Díaz

Pedro A. Menéndez Sanabria
Voces del Sur

En medio de la temporada navideña, el Departamento de la Vivienda ordenó el desalojo de decenas de familias que se instalaron en residencias deshabitadas en la urbanización Vista Hermosa de Juana Díaz luego de perderlo todo durante el paso del huracán María.

La noticia tomó por sorpresa al grupo, cuyas viviendas originales ubican en el sector Manzanilla que fue una de las zonas más afectadas por el fenómeno atmosférico. Esto, porque desde que le notificaron a la dependencia, tanto en sus oficinas centrales en San Juan como a nivel regional en Ponce, que ocuparían las casas en octubre de 2017 no habían tenido una respuesta por parte de Vivienda.

“Ellos nos solicitaron que desalojemos las residencias porque estamos cometiendo un acto ilegal. Nosotros no nos estamos negando a pagar ni nada de eso, le estamos pidiendo una oportunidad y que no nos tiren a la calle”, reclamó Vasti Cruz Droz, quien fungió como portavoz del grupo de familias.

El acto de ocupar las viviendas, que llevaban más de 10 años vacías, no fue aleatorio ya que estas familias llevaban años en espera para movilizarse allí y muchas incluso habían realizado los trámites requeridos por el gobierno para estos fines.

“Muchos de nosotros ya habíamos ido a la Alcaldía (de Juana Díaz) y a las oficinas de Vivienda para llenar la documentación requerida, pero al perderlo todo con el huracán no pudimos esperar más y decidimos movernos”, comentó Cruz Droz, quien mencionó que previo al paso del huracán ya se había hecho entrega a, por lo menos, 10 familias de Manzanilla de viviendas en la urbanización.

De acuerdo con el alcalde de Juana Díaz, Ramón Hernández Torres, el proyecto residencial Vista Hermosa comenzó bajo la administración de la gobernadora Sila María Calderón como una iniciativa dirigida a mover a los habitantes de la comunidad La Atómica y donde luego se pretendió mudar a residentes de otras comunidades susceptibles a inundaciones como Manzanilla y Arús.

“De hecho, en el perfil original en el Departamento de la Vivienda había 56 familias de la comunidad Manzanilla que estaban prestas a mudarse de forma voluntaria”, señaló el ejecutivo.

Con el pasar del tiempo y el entra y sale de administraciones en La Fortaleza, el proceso comenzó a dilatarse. Mientras tanto, las casas fueron vandalizadas.

Así lo pudieron atestiguar sus nuevos inquilinos, quienes tuvieron que invertir durante el pasado año para comprar puertas, ventanas, inodoros, lavamanos y otros artículos del hogar. Aunque no han podido recibir servicio de electricidad o agua, se las han ingeniado con la ayuda de sus nuevos vecinos.

“La realidad es que no podemos reconstruir en Manzanilla. En mi caso particular, tenía el mar prácticamente en el patio de la casa. Si volvemos a vivir allí, eventualmente lo perderemos todo nuevamente en otro evento similar”, sentenció Cruz Droz.

En las 39 residencias en Vista Hermosa se mudaron alrededor de 50 familias, por lo que algunas comparten un mismo techo. Dentro del grupo existen entre 20 a 25 menores y muchas personas de la tercera edad. También hay personas encamadas, no videntes y pacientes de cáncer.

“No teníamos donde vivir y conocíamos de estas residencias. Perdimos todo y este lugar nos permitió darle un techo a nuestra familia. Ahora Vivienda nos quiere tirar a la calle para volver a vaciar estas casas que, una vez vacías, volverán a ser vandalizadas”, reclamó.

De acuerdo con la misiva, las residencias le pertenecen al Departamento de la Vivienda del Gobierno de Puerto Rico y ordena a las familias salir de las mismas en o antes del 10 de marzo de 2019.

“No nos vamos a mover. Vamos a luchar hasta lo último. Le pedimos al secretario de la Vivienda, Fernando Gil Enseñat, al gobernador Ricardo Rosselló Nevares, a los representantes Jackie Rodríguez y Manuel Claudio, y los senadores que nos escuchen”, manifestó la juanadina.

Publicado: 11 de diciembre de 2018