Widgets Magazine
Home / Estilos de Vida / A punto de declararse una epidemia por influenza
La secretaria del Departamento de Salud Ana Ríus.
La secretaria de Salud resaltó la importancia de la vacunación como medida preventiva en contra de la enfermedad. (Departamento de Salud)

A punto de declararse una epidemia por influenza

Durante el periodo del 10 al 16 de enero, se reportaron 425 casos de influenza en Puerto Rico, lo que aumenta a cerca de 900 las personas que han sido contagiadas con la enfermedad en lo que va del año.

Ponce, Juana Díaz y Villalba se encuentran entre los municipios con mayor número de casos.

Ante la alarmante cifra, el Departamento de Salud instó a la población a tomar medidas preventivas para evitar lo que, a todas luces, podría convertirse en un serio problema para las autoridades, ya que la influenza ha cobrado la vida de cinco personas en el 2016.

“De seguir estos patrones, en febrero estaríamos declarando epidemia de influenza en el país. El mayor número de casos que se reportan están entre las edades entre 0 a 18 años de edad, mientras que el perfil de las muertes incluye a un menor de cinco años, una persona entre las edades de 20 y 65, y tres que sobrepasan los 65 años”, detalló la secretaria de Salud, Ana Ríus Armendáriz.

Según el informe semanal de vigilancia de influenza provisto por la agencia, San Juan, Carolina, Aguas Buenas, Cidra, Caguas, San Lorenzo, Barranquitas, Humacao, Dorado, Gurabo, Guaynabo y Trujillo Alto también se encuentran entre los municipios con mayor cantidad de casos reportados. Entretanto, en Patillas, Lajas, San Germán y Sabana Grande se han reportado entre 30 y 42 casos.

De acuerdo a la funcionaria, entre los factores de riesgo que pueden agudizar los efectos de la enfermedad se encuentran el asma bronquial, la diabetes, condiciones cardiovasculares, la obesidad, el VIH y el Alzheimer.

Las mujeres embarazadas o lactantes, los niños menores de cinco años de edad y las personas mayores de 65 años están en mayor riesgo de desarrollar complicaciones.

Vital la vacunación y la higiene

Cabe destacar que la mayoría de las personas que han sido hospitalizadas tras contagiarse de influenza, incluyendo a los cinco fallecidos, no se habían vacunado contra la enfermedad, lo que a juicio de la secretaria es un dato bien importante.

“La mayor, la forma más importante de prevenir el contagio, es la vacunación. La vacuna es segura, no causa influenza y brinda protección a todo aquel que la reciba, así que vacúnense por favor”, exhortó Ríus Armendáriz, quien mencionó que también deberían vacunarse quienes trabajen en cuidos de niños, hogares para ancianos, y personal de salud y primera respuesta a emergencias.

La secretaria recomendó como medida preventiva que aquellas personas que ya estén contagiadas con influenza se laven las manos frecuentemente con agua y jabón; utilicen papel desechable o las manos para taparse la boca al estornudar, y que se queden en su casa y eviten ir al trabajo o la escuela para no convertirse en foco de contaminación.

Los síntomas de la enfermedad incluyen fiebre alta con tos, dolor de garganta, cabeza y/o musculares, cansancio severo y congestión nasal. En el caso de los niños, la influenza también puede producir diarrea y vómito.